Viaje a Copenhague y Malmö

En plena fiebre por las series de televisión, títulos de gran calidad como Forbrydelsen, Bron/Broen y Borgen han revolucionado el panorama de la ficción televisiva. Estas producciones escandinavas figuran por derecho propio entre las favoritas de la crítica internacional y tal es su éxito que incluso Hollywood, en busca de una salida a su crisis creativa, se ha fijado en ellas.

El universo creado en ellas ha sido incentivo suficiente para animarme a visitar Copenhague y Malmö, dos ciudades con un envidiable paisaje urbano donde priman el diseño, la sostenibilidad y un sosegado estilo de vida. Dos ciudades unidas por el icónico puente de Øresund, que simboliza el modelo creativo que ha producido numerosos éxitos televisivos en estas latitudes nórdicas.

Reposada y serena, Copenhague parece pensada para desconectar de las prisas, del ruido y del estrés. Con sus amplias calles y su tráfico bien ordenado, una limpieza ejemplar y una extensa red de jardines, estanques y parques, la ciudad invita a recorrerla a pie o, mejor aún, sobre dos ruedas.

Malmö, por su parte, es la tercera ciudad más importante de Suecia y es, pese a su expansión, una ciudad acogedora, característica por los proyectos urbanísticos que la han convertido en paradigma del desarrollo sostenible.

Contenido destacado